El corazon del hombre, sindrome de crecimiento o decadencia.

Leave a comment

March 30, 2014 by Quiahuitzin

corazon

Debemos de adquirir conocimiento para elegir el bien, pero ningún conocimiento nos ayudará si hemos perdido la capacidad de conmovernos, con la desgracia de otro ser humano, con la mirada amistosa de otra persona, con el canto de un pájaro, con el verdor del césped. Si el hombre se hace indiferente a la vida, no hay ya ninguna esperanza de que pueda elegir el bien. Entonces, ciertamente su corazón se ha endurecido tanto que su “vida” habrá terminado. Si esto ocurriera a toda la especie humana, la vida de la humanidad se habría extinguido en el momento mismo en que más prometía.

Erich Fromm

En primer capitulo de este libro de Erich Fromm se titula, el hombre lobo o cordero? Nos introduce en el tema que se va a desarrollar durante todo el libro. Es lobo el hombre, capaz de matar y traicionar, se mueve por sus intereses o placeres… o es en cambio un cordero, facil de manipular. Ambas afirmaciones son ciertas, pero ¿podemos elegir?

El segundo, va sobre las diferentes formas de violencia… desde lo no patologico a las mas preocupantes. La violencia surge como resultado de la frustracion y perdida de fe… como ante el desengaño de la vida, el individuo, en vez de aceptarlo y sjperarlo reacciona desarrollando odio a la vida. Si no puede crear vida, la destruye.

A lo largo del libro Fromm va desarrollando mas conceptos como el de biofilia o necrofilia, el narcisismo, los vínculos incestuosos en diferentes niveles (llegando a tratar el simbiótico) para finalmente retomar el tema inicial. Es el hombre ¿lobo o cordero?

Es un ensayo muy interesante y fácil de leer que realmente bucea profundo en la naturaleza humana. Es muy interesante, a mi me lo han mandado leer en filosofía y lo he disfrutado mucho.

En realidad, debemos de adquirir conocimiento para elegir el bien, pero ningún conocimiento nos ayudará si hemos perdido la capacidad de conmovernos con la desgracia de otro ser humano, con la mirada amistosa de otra persona, con el canto de un pájaro, con el verdor del césped. Si el hombre se hace indiferente a la vida, no hay ya esperanza de que pueda elegir el bien. Entonces, ciertamente, su corazón se habrá endurecido tanto, que su “vida” habrá terminado. Si ocurriera esto a toda la especie humana, la vida de la humanidad se habría extinguido en el momento mismo en que más prometía.

fromm

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: